1 de abril de 2008

Tíbet

MEDITAC-16- blog

Mandala realizado por Pizarr.
Plantilla de Christian Pilastre (" Mandalas para la Meditación").



No temas el éxtasis
No resistas la corriente
Recuerda: todo el exultante poder viene de dentro

El Libro Tibetano de los Muertos (Bardo Thodol)











tanto desconcierto
vidas segadas
hombres muertos
almas transitadas de polvo
palabras despreciadas
vertidas por la borda

labios resecos
sin besos
sin risa
cuando arrecian
los vientos

labios que escuchan
los callados derrumbes
de los astros
de los dioses

tanto desconcierto
silencio
en la punta
de la lengua

dónde quedó
la fuente de la vida
dónde la memoria
que a sí misma
se recuerda

(Piel de la Lluvia - Poem 35)



78 comentarios:

TOROSALVAJE dijo...

El poema me ha sacudido el ánimo, es como un grito desesperado para un mundo de sordos.

Excelente poema.

El mandala es bellísimo.

Saludos.

Hiperión dijo...

Bello y bello. Alegato de paz y de reposo para el alma. Creo que de alguna manera el Tíbet somos todos.
Bello sin parar. De la misma fuente de la vida.
Un beso.

PIZARR dijo...

Que decirte Camille, ya te dije que era perfecto ese poema.

Sabía que ibas a elegir ese Mandala. Es muy Tibet.

El Libro Tibetano de los Muertos pretende enseñar a realizar adecuadamente ese último viaje y sin embargo aún no hemos aprendido a viajar adecuadamente a lo largo de la vida. Que paradoja...

Me ha gustado mucho la combinación.

UN BESO

Arcángel Mirón dijo...

Te recomiendo el libro Estaciones de tinta negra, de Gustavo Nápoli y Fernando Vera.

Un abrazo.

Otrora dijo...

Gracias por revelarte, revolverte ante tanto sinsentido y además expresarlo en alto sin que ello perturbe la lucidez de tus palabras,
así se nos permite digerirlas.

Jorge Arce dijo...

Interesante su blog. Volveré para seguir leyendo

Fani dijo...

La rebelión de tus palabras. Cuando un corazón se rebela y tiembla, todos los corazones tiemblan al unísono. Para cuándo esa fuente de la vida perdida... Muy hermoso.
Besos. Y adelante.

El Príncipe Anarquista dijo...

El combate empieza desde dentro. Preciosista y redondo poema.
Un mandala para la ensoñación.
Salud Kamerad.

Raquel dijo...

Qué lindo!!!

El Príncipe Anarquista dijo...

El Príncipe Anarquista dice: Por cierto, Kamerad, creo que los chinos te van a hacer polvo el blog. Protégete :::))) Ya me encargo yo de llamar al Dalai, un anarquista estupendo.
Salud.

Lena dijo...

Labios que escuchan a los astros caer...

Camille...es tan sobrecogedor que no se qué decir...

Dormiré con la imagen y con la sensación...

Gracias por pasarte y comentar...

Nos seguimos leyendo...

Tienes un blog muy bello...

cariños

Flor dijo...

Todo esto me recuerda al patio del cole. Cuando te pegabas con éste y éste te pegaba a ti y no a aquel (y a una edad ya casi madura para ello).

Me da un poco de vergüenza admitirlo, pero cuando pasaba esto en el cole, al mediodía después de comer, me iba al patio de mi casa, y me sentaba en una silla de madera, a la sobra del único árbol que mi madre consiguió que naciera en el espacio de una jardinera. Jardinera por cierto, acosada por rosales de tallos larguiruchos y algo deformes... Como decía, allí me mal sentaba como era mi costumbre, con el atlas Everest de tapas verdes y el nuevo ejemplar de T. Lobsang Rampa.

A esa edad, me los comí todos... A lo mejor no el orden que debía pero sí en la oportunidad que me daban las librerías de mi pueblo.

Comenzaba, no mi insomnio (era muy joven todavía), pero sí mi cuenta de once dedos, de que me empezaban a faltar horas en días por aquel entonces muy largos.

Viajes astrales, técnicas de respiración, aprendizaje en vidas...gatos guardianes... e incluso se podía volar:)...

Palabras tan raras, que el diccionario ya reposaba al lado del peral, y fueron noches que tuve que levantarme de la cama para ir a buscarlo. Aprovechaba para calcular posiciones geográficas en aquel cielo oscuro...o cielo menos oscuro.

Empezaba admitiendo mi vergüenza, porque al fin y al cabo, lo mío ante vos, no deja de ser una literatura infantil.

Que si mañana tuviese cole, seguro que me pegaba con uno en particular.

18 besos más.

Vladimir dijo...

'... De todos es sabido el poder de la muerte; o al menos eso se dice. Pero algo tan sencillo como escucharse a sí mismo, no al que parlotea con esa voz de conciencia chillona, sino al que te habla desde el centro del vientre... no deja de ser un poder infravalorado y mal utilizado...'

Veronika dijo...

Que bueno caer por aquí y escuchar o hablar o meditar... muy bueno
Un abrazo

A do outro lado da xanela dijo...

Esta es la última de mis lecturas diarias antes de acostarme (quien dice acostarse dice quedarse hasta las tantas trabajando) y creo que no podía haber sido más acertada.

Desde el mandala hasta tus palabras se han confabulado para tenderme una trampa y aplacar los nervios acumulados durante del día.

Un placer leerte.

Un biquiño

Críptica dijo...

Camille dirás que estoy loca. ¿Sabes? al principio es como si tus versos me hablasen de aquellos lugares donde no hay conciencia de libertad, donde la guerra levanta polvo, maltrata y silencia. Me ha echo pensar en paisajes amarillos y esclavos. Más concretamente me traía a la memoria a esa África devastada e incluso al burka afgano. Pero... pensando me he dado cuenta que no hace falta ser el tercero para ser más esclavo. Países ricos y sin sonrisa, sin alma, silenciados de hipocresía, un mundo de dioses y astros olvidados. Me ha encantado. Menuda paranoia Camille¡¡¡ jajjajaj Qué bonito¡ Aunque tenga una forma muy alejada de lo que quizás querías tranmitir, gracias por la reflexión. Besos¡¡¡¡

A do outro lado da xanela dijo...

Gracias por mandarme un poco de tu sonrisa (sospecho que lo has hecho sin darte cuenta) con tu comentario.

Espero que el trabajo atrasado que me queda por delante no pueda con ella.

En caso contrario volveré a buscar más.

Un bico

Prado dijo...

de la guerra, me parece este poema y recuérdame inevitablemente el brillante cuadro profético-denunciativo de El Bosco.
se aprecian sus versos, mucho. salúdole.

p.

Daniela dijo...

Camille...aprovecho para felicitar a Pizzard, por tan hermoso Mandala.

Me encantó el poema, tanto desconcierto y lo único que tenemos que hacer es saber transitar por la vida.
Y llenarnos de Luz blanca, dejarnos llevar por ella, ese es el resplandor de la sabiduría, evitemos la luz gris, es el camino que procede de las malas acciones, de nuestra forma de proceder dependen los estados intermedios, de ellos debemos librarnos, según el Libro Tibetano de los Muertos.
Besos.

La Gata Insomne dijo...

Me quedo mirando ese maravilloso mandala, leo las mejores palabras del Libro de los muertos

y no puedo comprender el horror que vive ese pueblo hoy, un pueblo sagrado, religioso y sabio


en tus letras me leo

un abrazo

Daniela dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
psychoprincessmonik dijo...

me encanta esa manera muy peculiar, triste y realista de observar el problema, vaya forma de manifestar tu sentir....

tanto desconcierto
silencio en la punta
de la lengua...

me he deleitado...una vez más...hermoso....!
Abrazos

satira dijo...

sospecho que este post me encanta sobre todo porque sobre todo porque ando enviciada con un libro de ocultismo oriental mmm que bien sabe esto ...

saty : )

el nombre... dijo...

Todo el exultante poder viene de adentro. Guau!
Sí que me diste en el blanco. Nunca tan cierto.
Aún en lo que consideramos los peores momentos, siempre, pero siempre, todo está en nuestro interior!
Bellísimo, y muy cierto!

XXD dijo...

:) Chapeau :)

Princesa a mi pesar dijo...

Esos labios 'que escuchan los callados derrumbes de los astros' me estremecen y me recuerdan un poema de mi infancia literaria en el que los astros llovían enfermos sobre un patio. Y tienen además música de Queen. Remember:

'But touch my tears with your lips,touch my world with your fingertips'.

(Uf, ¡lo que hubiera ganado Freddy cantando tus versos!)

MartinAngelair dijo...

Cause love's such an old fashioned word
and love dares you to care for
the people on the edge of the night
and love dares you to change our
way of caring about ourselves
this is our last dance
this is our last dance
under pressure
under pressure
pressure


A esto es a lo que me revelo... porque en realidad es ajeno a mí siendo a la vez, sentido de mi realidad. Quema como duele ...

Llevo días pensando en él y en otro del día 8 (número "búdico") al unísono, y a "continuación con él".

Casi genial

Almatina dijo...

jajaja
que curioso tengo un amigo que está leyendo precisamente ese libro.

Aconsejo te informes sobre;
Masaru Emoto,
o el recuerdo del agua.
El agua tiene recuerdo, como los polímeros de las formas, recuerda energía sabores, olores.

Tengo un poema en el blog por algún sitio sobre Heles resucitada que se transformó en varios personajes, aún siendo en esencia el mismo, pero sumándose y ampliándose, a través del agua de la gota de las nubes, cuando cayó al mar montada junto a su hermano en el vellocino de oro.

Es una teoría, pero estoy intentando leer la Historia entre líneas, la Historia invisible entre otras más oficiales, de mujeres, de hombres comunes, de ancianos manos, de grupos no tan heróicos para las escrituras del LHistoria invisible de gente invisible que pueso el mundo en movimiento antes que nosotros, quizá a través del agua, elemento vital y Universal, tengamos más detalles a través de nuestra intuición.

Piel de lluvia, bonita y olorosa imagen.

Fausto dijo...

Es un mal augurio que uno de los corazones por excelencia del mundo, el Tíbet, se encuentre en llamas. Todavía es peor la actitud de considerar la distancia geográfica como un escudo protector frente a desgracias que consideramos ajenas. Y el colmo de los colmos será presenciar cómo es necesaria una matanza mayor para que alguien tome cartas en el asunto. Pero no nos engañemos: El mundo está enfermo y da cada día más muestras de su gravedad.
Tu poema precioso invita al desafío. Y ese mandala abierto como una ventana al mundo. Ojalá cojamos el testigo.
Un saludo Camille. Y adelante.

Sophiste dijo...

Hola camille
gracias por la visita y por tu comentario alentador.
Como lo habras notado el espaniol no es mi lengua y por eso me falta esa amplitud de vocabulario que hacen los poemas estéticos, pero aprendo de todos vosotros y pienso aprender mucho de tu precioso blog.
Hasta pronto camille

Verbo... dijo...

No le temo al extasis, al contrario, lo anhelo vivir.

Lindo ♥

M.

MartinAngelair dijo...

Ya van dos faltas ortográficas que me provocan bochorno... y risa boba un poco más tarde. Es el resultado de dispararme con todo a la vez... o el idioma que me supera, o lo que sea, lo que haya sido.

Esto suena más bien a posicionamiento que a excusa, pero mi intención es la segunda.

Créeme que esto me abochorna. (Menuda estupidez, si lo piensas bien... bien).

Que tengamos un buen día.

** MARÍA ** dijo...

Al entrar aquí me pareció todo como muy transcendental.

Bellas palabras en los poemas.

Besos tiernos y dulces para ti.


** MARÍA **

Alicia Calero Cervera dijo...

Me encantan.
Lo dices todo en estos 20 versos.
Nuca me cansaría de leerte.
Gracias por pasar siempre y leerme.
Un beso

Luna Carmesi dijo...

Estrofas de pendular compás...
Ritmo brutal zarandeándome...

Pienso en imágenes tristes.
Pienso en luchar por mi sonrisa.

Fernando Sarría dijo...

el poder de oriente...la sangre sigue siendo roja...como la de todos...abrazos

Maribel Sánchez dijo...

El poema tiene tanta fuerza como oriente y su cultura.

Un beso

David dijo...

Hermoso pantano de paz, una luz desde un mandala que se traduce con palabras.
Saludos.

Carla K dijo...

Ponés escalón. Mi pie. Y otro más. Cadenita en corazón. ...Un beso.....

Rosario ( calor de julio ) dijo...

Sinceramente no tenía ni idea de lo que era un mandala...pero esta imagen y el recorrido de tus letras pueden transportar al mas "novato", adoro los colores que me transmiten una mezcla entre paz y euforia ¿ ?
Felicidades a la creadora del mandala y para el constructor de complementos.Un beso Camille

Almatina dijo...

http://vivenciasdelagataflora.blogspot.com/2008/02/el-vellocino-de-oro.html

Hele y su teoría del agua poesiada y versada

LaClau dijo...

Camille, tienes un premio en mi blog, puedes pasar a recogerlo. Un abrazo,

Arcángel Mirón dijo...

Qué lástima que no consigas el libro. Es un libro de poesía muy poco común.

Un abrazo.

Tesa dijo...

Hola, Camille. Bello mandala e inquietante poema.

Leí hace mucho tiempo El libro Tibetano de los muertos... Me gustó la sencillez y claridad de planteamientos.

No temo el extasis, si me lo provoca la belleza, no resisto la corriente si he elegido el río, y sé que mis pensamientos son poderosos cuando son positivos.

Besos, Camille.

marea@ dijo...

La palabra...

Si nos quitan la palabra y nos anulan los místicos sueños, nos queda poco a qué aferrarnos.

Un beso. Marea@

BETTINA PERRONI dijo...

Porqué habría de sentir miedo al correr un poco el riesgo... así de aventurera es la vida que encualquier momento podría sorprendernos.

Pero independientemente hay algo curioso en el texto que tiendo a hacer y es... dejar que las palabras no fluyan cuando siento que no es el momento adecuado.

Te abrazo fuerte!

caramelo dijo...

que bello mandala!

cuántos historias repetidas con esos dolores en la vida

¡profundo poema!

cariños,

mArXelLa dijo...

Wow, me ha dejado un poco sin aliento...el mandala es contrastante con lo que has escrito por que es desesperación y a la vez tranquilidad..me gusta esa parte en la vida que se contrapone, un beso...

Claire dijo...

un poema fantastico, una epopeya que remueve mi conciencia. la caida del hombre del cielo. la historia de un destierro en apenas unas lineas. tengamos memoria y compasion hacia el tibet. hacia el hombre perdido.

Claire dijo...

os dejo una frase del Dalai Lama que me parece que os gustara: Para crear una paz interior, lo más importante es la práctica de la compasión y el amor, la compresión y el respeto por todas las formas de vida.
un beso

PIER BIONNIVELLS dijo...

Un poema precioso..
pero más aún mandala..
te dejo abrazos...

SOF & SKEU dijo...

Es muy interesante tu blog...me ha despertado.

Gracias por visitarme.

Saludos

Alejandra dijo...

Ehhh una mandala tenia años que no veía una tan hermosa... creo que las mandalas llegan justo en el momento preciso... asi como las palabras y las visitas..

Besos

pd. Ahora ya me estoy instalando en tu morada, espero que con permiso.

Basquiat dijo...

es cierto dónde quedó la memoria, esa no se puede haber perdido.
intenso poema, realmente bueno lo suyo, un abrazo.

irene dijo...

Bello poema. Espero que nunca olvidemos, ni lleguemos a acostumbrarnos.
Un abrazo.

GABRIELA dijo...

Bello, bello...pero no me sorprende...
besos, Camille...

Dedalus dijo...

:) Corren sonrisas por mi espina dorsal :)

Alejandra dijo...

Tambien siento silencio en la punta de la lengua...pero es de leerte. ese enorme mandala es precioso,una abertura al mundo de los sentidos.
un beso...

PIZARR dijo...

Efectivamente Alejandra, ese Mandala, es como la puerta de acceso a un mundo interior.

A ese mundo desgarrado que Camille nos muestra en sus versos.

Un saludo

Alejandra dijo...

Hola Pizarr. qué gusto conocerte. cuando abri la pagina y vi el mandala tan grande se me ocurrio enseguida que era una ventana preciosa y grande resaltada sobre el negro.se me ocurrio que era una ventana de colores.supongo que hacer algo tan minucioso debe llevar mucho tiempo y dedicacion.te admiro por ello. cs me conto de tu pagina y entre en ella. ya vi los otros mandalas y tus fotos de arboles y libros tan bonitas.gracias por contestarme. te mando un beso muy grande.

Nohelia dijo...

Gracias por visitarme...

Encantada de leerte... :)

A do outro lado da xanela dijo...

Las fotos desde ángulos difíciles a veces son las que mejor captan la realidad.

Y una vez me regalaron un tablero de ajedrez que no era blanco y negro. Tal vez debería buscarlo.

Gracias por seguir visitándome... tal vez tengas razón y lo único que ocurre es que estoy fomentando un cambio en los esquemas predeterminados.

Un beso

Daniela dijo...

Camille...disculpa, vine a saludarte, y me dí cuenta que te llamé con otro nombre, el premio es tuyo.
Besos.

MAR dijo...

A MI TODO TODO ME LLEGO AL ALMA.
GRACIAS POR COMPARTIR.
ME LLEVO LA FOTO DEL MANDALA Y LA FRASE PARA PONERLA ABAJO EN MI BLOG...TE MOLESTA?
BESITOS.
MAR

ViHima dijo...

la vida es una vibración profana, sabes, curiosamente yo ahora ando buscando el libro tibetano de los muertos

Clarice Baricco dijo...

Sigo...ufff...no me es fàcil expresarme ante tus letras. Siento.

Beso.

Pau Llanes dijo...

Gracias por ese homenaje al Tibet que tanto extraño en la distancia... Y aun con todo no quiero hablar de cosas mundanas con respecto a esa tierra... Yo sé por qué... Saludos, abrazos... pau

RuMoR dijo...

En Tíbet la guerra se arrastra como serpiente. Pero su lengua hablará. Ya lo hace mientras rehabilitas palabras para ellos. :)

Tomás dijo...

el verbo hecho sangre, el pronombre camina libre y la paz navega por el cielo

por un Tibet Libre

Selma dijo...

Triste, melancólico y hermoso poema, pero siempre relajante Mandala...
Gracias Camille.

Un besito.

Luna Carmesi dijo...

A Europa no le cuesta mirar a otro lado...

Nohema Rios dijo...

Me quedo sin palabras, sólo imperan en mi las emociones. Te agradezco Camille este viaje hacia mi interior.
Un beso!

Miss Parker dijo...

Que lindo tu mandala...

CHarli* dijo...

Camille, me emocionaste con el texto, es muuuuy lindo,pinto Mandalas algunas veces,simplemente queria dejarlo dicho.
Es hermoso tu espacio
besos miles

Azul dijo...

Me encanta darme cuenta una vez más de que es un gran placer visitarte. Bonita imagen y bonitas palabras, como siempre.

Saludos Camille.

DianNa_ dijo...

Mis labios no están secos...

No hay nada seco en mi, ni la camiseta :))

Besitos, niño^^

raga dijo...

ayer justamente pintaba un mandala...

entro en tus azules, tan distintos

dos besos

Marinel dijo...

No tengo mucho humor para comentar,pero me ha venido bien ser zarandeada por estos versos tuyos.
Y ver esta imagen (mandala)con mis colores preferidos, apuntalada por esa frase del libro tibetano de los muertos,me ha removido un tanto.
Disculpa que me introduzca por aquí y que no pueda evitar comentarte.
Un beso.

 
Clicky Web Analytics